~ Asturias ~

El otro día os hablaba que Navarra fue uno de los 2 viajes que hice al norte el verano pasado; pues hoy os voy a hablar del otro. Asturias, patria querida.

 

Me he puesto en spotify una lista de reproducción que me traslada a las horas de bus cantando con la guitarra de Sergio. Porque un viaje en bus puede ser lo más coñazo del mundo, a no ser que lo hagas con gente que le gusta lo mismo que a ti, y os tiráis horas cantando (y “peleando” por qué peli ver) 😅

 

Hace un año estaba acabando el dossier que hice para todos los viajeros (Sí, he mirado la fecha del correo xD), y las ganas junto a los nervios se unían. Y qué os voy a decir… Fue un viajazo. Una semanita por tierras asturianas, disfrutando de la gastronomía asturiana y, sobre todo, degustando sidrinhas allá por donde íbamos.

 

Salimos el lunes 21 de agosto prontito de Quart, y pusimos rumbo a Oviedo, donde teníamos el campamento base. Unos apartahoteles bastante majos, cerquita del centro, con cocina, baño, habitación y saloncito que nos sirvió para desayunar, cenar, dormir, dejar maletas, … un multiusos, vamos.

La primera parada oficial la hicimos en León, visitando con obligatoriedad, la catedral.

Catedral de León
Catedral de León

 

El monumento más famoso de la ciudad y que se levanta de manera majestuosa sobre la plaza de nuestra Señora de Regla. Construida sobre unas antiguas termas romanas allá por el año 1253 se alza esta maravilla de estilo gótico muy marcado y con unas vidrieras policromadas de origen medieval conocidas a nivel mundial.

Un jubilado leonés
Un jubilado leonés

No tuvimos mucho tiempo en la city, y callejeamos, nos refrescamos, y seguimos la marcha… pero hay muchos sitios recomendables: Casa de Botines, Iglesia de San Marcelo, la Calle Ancha, Palacio de los Guzmanes, ….

 

Una vez llegamos, nos instalamos y ¡empezaron las degustaciones de la zona!

 

El martes visitamos Santa María del Naranco, donde contratamos la visita guiada para enterarnos de todos los secretos del lugar. Las vistas desde allí arriba son….😍 Id! Yo cumplí uno de mis sueños de la carrera, que era conocerla.
En la visita también entraba la visita a San Miguel de Lillo, iglesia prerománica.

Santa María del Naranco
Santa María del Naranco

 

Seguimos hacia Luarca, un pueblito que ese día celebraba su romería y por tanto, estaba todo cerrado. Pero nosotros paseamos por el puerto, subimos hacia el cementerio, y allí arriba nos recogía el busero para poner rumbo a la última visita del día, Cudillero.

 

Luarca (fuera posados)
Luarca (fuera posados)

 

 

Cudillero es el pueblo más mágico de la zona. Contratamos a Hugo, el mejor guía turístico que pudimos tener en todo el viaje (Si vais, contratad la visita porque es genial) Es un pintoresco pueblo pesquero de la costa asturiana, cuyas casas se levantan en las laderas de los tres montes que rodean la localidad, en la que tiempo atrás se asentó una expedición vikinga… Una postal ante tus ojos.

Cudillero
Cudillero

 

Si contratáis a Hugo, os recomendará un restaurante donde comimos un señor cachopo, en la carretera que va de Luarca a Cudillero, y donde huiréis de los bares guirilandios de dentro del pueblo.

Con Hugo
Con Hugo

 

 

AL día siguiente nos esperaba Gijón, pero primero hicimos una parada en Cabo de Peñas, paisaje protegido donde se encuentra el punto más septentrional de Asturias. Es im-presionante.

Cabo de Peñas
Cabo de Peñas

 

Ya en Gijón, nos tocó patear para conocer cada uno de sus imperdibles: las letronas, la playa del silencio, Cimadevilla (el típico barrio de pescadores entorno al que se creó la ciudad, y donde se encuentra el Elogio al Horizonte), …

Gijón
Gijón

 

Para acabar el día, contratamos una visita en la Sidrería Trabanco. Visitamos sus instalaciones y luego tuvimos una cata de sidra y quesos de la zona. Ideal para ir cerrando el viaje…

Sidrería Trabanco
Sidrería Trabanco

 

El jueves teníamos Lagos de Covadonga, Covadonga y Cangas de Onís… pero nos tocó reestructurar el planning, porque no se podía subir a los lagos, básicamente porque no íbamos a ver un pimientete. Así que, primera parada Cangas, donde callejeamos y paseamos por su puente romano, símbolo del concejo, que se declaró Monumento Histórico Artístico en 1931.

Mearse de la risa, el concepto
Mearse de la risa, el concepto

 

Proseguimos la marcha hacia Covadonga. Dice la leyenda que el rey Pelayo fue elegido en un sitio llamado del Repelao (Que significaría del rey Pelayo). Aquí está el obelisco que levantaron los duques de Montpensier una vez que visitaron la zona allá por el año 1850. La Santa Cueva está excavada en las rocas del monte Auseva. La historia dice que fue aquí donde el rey Pelayo consiguió la fortaleza para acabar con los sarracenos, fenómeno que luego continuaría con la reconquista de Asturias y toda la zona cantábrica. Bajo la cueva se encuentra “La fuente de los 7 caños “, que según reza la leyenda popular, otorga matrimonio en un año a la persona que beba de todos sus caños. En Covadonga fue donde se apareció la virgen para arengar a los luchadores del bando cristiano y para darles ánimos y que consiguieran al fin ganar la batalla.

Covadonga
Orfeó – Covadonga
Covadonga
Covadonga

 

Después de visitar la cueva, esperar a los solteros a que bebiesen de sus fuentes, de estar presente en una falsa pedida de mano, y ver cómo el cielo despejaba, nuestro último punto eran los Lagos. Qué risa cuando llegamos y “vimos” que no se veía ¡NÁ! Pero nos reímos, mucho. Empezamos todo el grupo junto, y nos fuimos perdiendo por el camino “gracias” a la niebla que había. Vimos las vacas de pura casualidad… podríamos decir que se oían, ¡pero también se olían!!! Jajaja

 

Niebla-Lagos de Covadonga
Niebla-Lagos de Covadonga

 

El último día, ya que teníamos concierto por la noche, ensayamos por la mañana, y luego dedicamos el resto de la mañana para visitar Oviedo. De aquí no os perdáis la catedral, la plaza de la Escandalera, Teatro Campoamor, o la Gascona (la calle con más sidrerías por metro cuadrado, donde igual te tomas unas sidras que te aparecen unas locas volando cual gaviotas) 😉

 

Mafalda en el Parque de San Francisco
Mafalda en el Parque de San Francisco

 

Catedral de Oviedo
Catedral de Oviedo

 

 

Por la tarde pusimos rumbo a Colunga, donde nos esperaban nuestros amigos del Coro Marinero de Lastres. Aunque primero visitamos el Museo Jurásico de Asturias (ideal si vas con niños).
El  concierto fue súper íntimo, especial y familiar. Y para acabar, tuvimos de regalo una súper cena también, por parte de los marineros, en Lastres (¡¡el pueblo del Doctor Mateo!!)

Concierto Orfeó Veus Juntes
Concierto Orfeó Veus Juntes

 

Y las noches… bueno, pues vivimos la noche asturiana cada uno de los días que allí estuvimos. Risas, sidra, y así sucesivamente.

La noche asturiana
La noche asturiana

 

La noche asturiana
La noche asturiana

 

 

La verdad que fue un viaje para recordar. Familiar, lleno de risas y mucha, mucha música ♥♫

Porque el sexe d’agost del 2019 podamos celebrarlo juntos, Estatuos Quo 😉

 

 

L.Piruletas

Deja un comentario